Home   /   Experiencias  /  Recetas  /   Planes para Semana Santa: Una buena barbacoa
Planes para Semana Santa: Una buena barbacoa

Semana Santa está a la vuelta de la esquina y el sol ya se va asomando poco a poco. ¿Qué podemos hacer estos días para pasarlo perfectamente y además disfrutar también con el paladar? Nosotros proponemos una buena barbacoa. Ya os vayáis por ahí, u os quedéis en casa, es una cosa que podéis hacer por muy poquito dinero. Sólo hay que buscar el lugar idóneo y cerciorarte de que la compañía sea perfecta.

Consejos para preparar la barbacoa perfecta

Aunque hacer una barbacoa pueda parecer tarea fácil, existen varios factores para asegurarnos de que quede perfecta. Vamos con esas pautas para que todo salga bien.

Los utensilios necesarios: Lo indispensable para poder llevar la práctica en condiciones son un “palo” de metal para poder mover las brasas, una pinza para poder dar vuelta a lo que cocinemos, y un guante protector para no quemarnos.

Pero dependiendo lo que vayamos a cocinar, también nos vendría muy bien una besuguera para cocinar piezas grandes de pescado, y unas rejillas por si queremos cocinar anchoas o piezas más pequeñas de pescado.

Las brasas, leña o carbón: Lo ideal para el sabor de los alimentos sería hacerlo con leña, pero lógicamente, tarda más en carbonizarse y cuesta más mantenerlos calientes, además de necesitarse más cantidad. Con el carbón en cambio, tardaremos menos en lograr las brasas y además se mantienen durante más tiempo encendidas sin tener que estar tan pendientes de ellas, siendo la fuente de calor más constante.

Un truco por si queremos aportar un sabor extra a las carnes es poner especias en el lateral de las brasas.

El encendido del fuego: Tenemos que usar astillitas finas, palitos secos, piñas… e ir añadiendo poco a poco el carbón o la leña. Para generarse el fuego se necesita de oxigeno, por lo que echarlo todo de golpe arruinaría lo preparado.  

Las brasas estarán listas cuando estén blanquecinas y sin llama. Así nos aseguraremos de que la carne se vaya haciendo poco a poco y quede bien cocinada. Tened en cuenta también que la parrilla no tiene que estar muy cerca de las brasas.  

Truco: Para evitar las llamaradas que a veces surgen al caer la grasa del alimento, basta con poner entre las brasas media lata llena de agua, esta crea una nube de vapor que evita en gran medida lo anterior.

Cómo preparar y cocinar la carne: La carne es el ingrediente estrella de las barbacoas pero hay que saber cocinarla para que este espectacular. Hay que tenerla fuera de la nevera una horita antes de cocinarla, tiene que hacerse a temperatura ambiente. La carne solo necesita una vuelta por cada lado, y hay que cocinarla a fuego lento, por eso hay que dejar que las brasas estén blanquecinas. No hay mucho más que decir, la carne va perdiendo grasa poco a poco, y el aroma que suelta al caer a la brasa es el que le da el sabor característico que hace que la carne esté tan sabrosa.

La sal la echaremos casi al final, porque esta hace que la carne sude y genere demasiados líquidos que no se pueden evaporar.

En este enlace podéis encontrar una lista de variedades con el tiempo de cocción que necesitan.

¿El pescado y la verdura? En caso de apoyar el pescado en la parrilla tendremos que embadurnarla de aceite, porque si no es muy fácil que se nos pegue. La mejor forma de hacerlo es recurriendo a una besuguera donde posarlo. Para hacer las verduras podemos recurrir al mismo truco. Si las ponemos en la parrilla, es muy frecuente que acaben en las brasas. Por lo que así nos aseguraríamos un buen plato.

Ya habéis visto que con estos sencillos consejos podéis asegurar una perfecta comida. Lo dicho, no os olvidéis de comprar productos de calidad, y elegid bien la compañía. Que disfrutéis de Semana Santa y ¡Que aproveche!

Tags

Related Article

Post a new comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.